AragónEspañaEuropaSin categoríaZaragozaZaragoza

Zaragoza. Visitar, qué ver y qué hacer, imprescindibles.

Lugares imprescindibles de Zaragoza en un fin de semana.

Introducción histórica de Zaragoza.

La Muy Noble, Muy Leal, Muy Heroica, Muy Benéfica, Siempre Heroica e Inmortal ciudad de Zaragoza, a orillas del Ebro y capital de Zaragoza y Aragón, nos remota a hace más de 2.000 años con origen en una población de la Edad de Bronce, y ya como asentamiento urbano en el s. III a. C. Posteriormente, Caesaraugusta fue una colonia refundada sobre la antigua ciudad íbera existente, por el primer emperador romano Octavio Augusto, convirtiéndose en siglos posteriores en una de las ciudades romanas más importantes e influyentes.

Ya en la Edad Media, en el 466 la ciudad fue conquistada por los visigodos e incorporada al Reino de Tolosa, mientras que en el 714 la ciudad fue ocupada por los sarracenos, y en el 884 fue comprada por el emir Mohamed I de Córdoba, gozando de bastante autonomía y gozando de un importante periodo de esplendor durante el s. XI y frente a la presión y el avance del ya Reino de Aragón, el cual reconquistó la ciudad en el 1118 gracias a Alfonso I el Batallador, convirtiéndola en la capital del Reino de Aragón.

Zaragoza. Visitar, qué ver y qué hacer, imprescindibles.

Pasando a los Austrias tras la unión entre las Coronas de Castilla y Aragón, hubo importantes revueltas debido al establecimiento de la Inquisición en la ciudad a finales del s. XV, construyendo Fernando el Católico la Lonja y fundando la Universidad. Tras la expulsión de moriscos y judíos en 1492, la ciudad tuvo un cierto estancamiento económico y social.

Durante la Guerra de Secesión, Zaragoza se posicionó a favor de Carlos de Austria. Tras la conquista por parte de las tropas borbónicas, la ciudad perdió todos sus derechos y autonomías, perdiendo igualmente importantes instituciones del Reino de Aragón, creciendo no obstante a nivel poblacional en las siguientes décadas.

Zaragoza. Visitar, qué ver y qué hacer, imprescindibles.

Así llegamos a la Guerra de Independencia Española contra las tropas napoleónicas, siendo Zaragoza un ejemplo y un símbolo de resistencia, al igual que durante las Guerras Carlistas. Durante ambos actos bélicos la ciudad perdió una importante parte de su población, también debido a epidemias de tifus, y posteriormente en 1885 por una epidemia de cólera.

A principios del s. XX, la ciudad registró un importante crecimiento económico gracias a diversas transformaciones urbanísticas y procesos de industrialización, atrayendo inmigración rural y un crecimiento del proletariado y la burguesía, creando nuevas empresas y bancos, al mismo tiempo que reivindicaciones y reformismo obrero. Durante la Guerra Civil la ciudad fue tomada fácilmente por los nacionales, no siendo recuperada posteriormente por el bando republicano pese a múltiples intentos.

Zaragoza. Visitar, qué ver y qué hacer, imprescindibles.

Desde entonces, la ciudad fue experimentando en siguientes décadas un gran desarrollo urbanístico y empresarial, creciendo en inmigración y población, siendo hoy en día Zaragoza una gran e importante ciudad pujante en todo ámbito, la quinta de España en población, y siendo una de las ciudades más visitadas del país, al igual que ampliamente famosa debido a las Fiestas del Pilar, siendo fiestas patronales de Zaragoza y celebradas en honor de la Virgen del Pilar (patrona de la ciudad), en la semana del 12 de octubre.

La localización estratégica de Zaragoza nos permite llegar a la misma fácilmente por distintos medios, sea en avión, tren o vehículo privado, siendo una gran opción no obstante, contar con la posibilidad de reservar un coche de alquiler en Zaragoza para visitar la ciudad y su entorno tranquilamente, al igual que los alrededores o/y la provincia.

¿Qué ver y qué hacer en Zaragoza?

Catedral-Basílica de Nuestra Señora de El Pilar.

Símbolo e icono de Zaragoza, la Catedral-Basílica es el templo barroco más grande de España y está considerado el primer templo mariano de toda la Cristiandad, dedicado a la Virgen María, y donde se conserva el propio pilar (siendo una columna de jaspe) y colocado por la propia Virgen María, la cual se habría aparecido al apóstol Santiago.

La historia del templo se remonta al s. IX y a la iglesia mozárabe aquí existente dedicada a Santa María (no hay datos acerca de una supuesta capilla anterior para alojar la columna). Sobre el mismo, ya en estado ruinoso, se construyó en el s. XII una iglesia románica, y sobre ella a finales del s. XIII se construye el nuevo edificio gótico-mudéjar, finalizado en el s. XVI, rediseñado en barroco en el s. XVII, y ampliado y reformado en el s. XVIII por Ventura Rodríguez… Con, por último, nuevos añadidos (concretamente torres y cúpulas, en estilo bizantino), en el s. XIX y ya mediados del s. XX.

Zaragoza. Visitar, qué ver y qué hacer, imprescindibles.

Con un exterior en ladrillo típico del estilo aragonés y tres naves, destacan el gran retablo mayor de la Asunción, la Santa Capilla de la Virgen del Pilar, frescos y pinturas de Francisco de Goya, o el Museo del Pilar. Ah, y ostenta el título de catedral desde 1676, compartiendo el arzobispado con la cercana Seo del Salvador.

Igualmente, que no se te olvide coger el ascensor y subir a lo alto de la Torre Mirador del Pilar para disfrutar de increíbles vistas de toda la ciudad 360º. Y reseñar también, como es posible ver a lo largo de su fachada, los «recuerdos» de los impactos de proyectiles de la Guerra de Independencia y de la Guerra Civil.

Catedral del Salvador (La Seo).

La seo, o la primera y otra catedral de Zaragoza, se encuentra construida sobre el solar de lo que fue el foro romano de la antigua Cesaraugusta (cuyos restos se pueden ver en el museo subterráneo), y está considerada como una de las catedrales más bonitas de España (¡o incluso la más bonita!)

Su origen lo encontramos en, supuestamente, una catedral visigoda construida en el mismo solar. Sin embargo, sí hay comprobada constancia de una mezquita del s. VIII, la cual sufrió varias ampliaciones. Ya en el s. XII, se reformó y amplió en estilo románico la mezquita existente para adaptarla al culto cristiano, posteriormente ampliada en estilo gótico durante los siglos XIV y XV.

Zaragoza. Visitar, qué ver y qué hacer, imprescindibles.

A finales del s. XV y XVI, el renacimiento originó nuevas ampliaciones gracias a distintos arzobispos de la Casa de Aragón, no sin problemas en siglos posteriores debido a enfrentamientos entre «partidarios» del Pilar y de la Seo, fundiendo finalmente ambos cabildos el papa Clemente X. Igualmente, en los siglos XVII y XVIII nuevas obras en estilo barroco, y distintas e importantes reformas a lo largo del s. XX (que duraron 23 años).

Con 5 naves y material en ladrillo típico de toda la zona, es necesario destacar el cimborrio mudéjar, la fachada y el campanario barroco, o la casa y arco del Deán (siendo un precioso corredor en altura salvando la calle). Y ello sin olvidar el maravilloso Museo de Tapices, siendo uno de los más importantes del mundo.

Palacio de la Aljafería.

Actual sede de las Cortes de Aragón, nos encontramos con un espectacular palacio-fortaleza construido en el s. XI como residencia de los reyes hudíes que gobernaron en el reino taifa de Zaragoza, y levantado en origen fuera de los antiguos muros romanos y en la zona musulmana de la ciudad, siendo uno de los grandes ejemplos en España del arte hispanomusulmán.

Tras la Reconquista en el s. XII, el palacio pasó a ser residencia de los reyes cristianos de Aragón, siendo reformado y utilizado por diversos reyes, incluyendo los Reyes Católicos en el s. XV (y como sede de la Inquisición). Ya a finales del s. XVI, el palacio sufrió una nueva reforma para adaptarlo a fortaleza por Felipe II y según estilos renacentistas. Fue dañado durante la Guerra de Independencia (tropas francesas se alojaron en el mismo), y transformado en acuartelamiento por Carlos III en el s. XVIII. Tras décadas de deterioros y usos militares, fue finalmente restaurado de forma intensiva, especialmente ya en el s. XX.

De todo su conjunto, podemos destacar el Palacio Taifa, la Torre del Trovador, el Patio de Santa Isabel, la mezquita, el Salón del Trono, los distintos Palacios, o el Salón Dorado.

Plaza de Nuestra Señora del Pilar.

La Plaza del Pilar es evidentemente uno de los lugares más importantes, conocidos y populares de Zaragoza y de toda España. También llamada «La Plaza de las Catedrales», en la misma encontramos la Catedral del Pilar y la Catedral de la Seo.

La plaza exista desde el s. XVI (habiendo sido un cementerio en siglos anteriores), siendo ampliada la misma en el s. XVII durante diversas reformas de la basílica, y «desmontada» (era de tierra) en el s. XVIII. Tras la Guerra Civil, la plaza se amplió tras demoler parte de su entorno, saliendo a la luz diversas ruinas, siendo ya su última reforma con el aspecto actual, a finales del s. XX.

Zaragoza. Visitar, qué ver y qué hacer, imprescindibles.

La plaza también alberga importantes edificios, complejos y monumentos, como el Monumento a Goya (como al pintor máximo exponente aragonés), la espectacular Fuente de la Hispanidad (frente a la iglesia de San Juan de los Panetes, realizada en la remodelación de la plaza en 1991), la Lonja (renacentista del s. XVI, siendo hoy sala de exposiciones), o el Ayuntamiento (de mediados del s. XX imitando estilos renacentistas y mudéjares).

El Tubo.

En el centro histórico de la ciudad, encontramos un entramado de estrechas y sinuosas calles situadas entre la Plaza de España y El Coso, Don Jaime I y Alfonso I, zona perfecta para caminar sin rumbo y perderse, la cual alberga la zona de tapeo y cañeo más conocida y característica de la ciudad, visita por locales y turistas, y donde encontramos infinidad de opciones de restauración para todos los gustos y siendo posible probar distintas especialidades: sardinas, croquetas, champiñones, tortilla de patatas, tacos, sushi, etc… Y todo tipo de delicias para todo tipo de paladares, destacando también lugares como Casa Lac como uno de los restaurantes más antiguos de España.

También, la zona alberga distintos puntos de interés turístico, como los restos de la antigua muralla romana del s. III, o puntos de la resistencia contra los franceses durante la Guerra de Independencia.

Parque Fluvial, EXPO y Torre del Agua.

La Exposición Internacional de Zaragoza celebrada en 2008 tuvo como eje temático el agua y el desarrollo sostenible, con participación de (entre otros), 106 países y más de 20 millones de visitantes, siendo un completo éxito y suponiendo un nuevo empuje social, cultural, económico y turístico para la ciudad.

Al contrario que en otros recintos EXPO, y a pesar del más que complicado contexto histórico del momento, el recinto y sus distintos espacios fueron reabriendo y siendo reutilizados posteriormente, reintegrándose en el uso de la ciudad (aquellos que no fueron desmontados o con usos muy específicos). Así, gran parte se ha peatonalizado, se han creado parques empresariales, la Ciudad de la Justicia de Zaragoza, espacios de exposiciones, edificios cedidos a empresas, etc.

Zaragoza. Visitar, qué ver y qué hacer, imprescindibles.

Entre otros, destacamos la Torre del Agua con sus 76m de altura y 30 plantas (siendo hoy un edificio que alberga exposiciones y que ofreció multitud de actividades durante la EXPO), el Puente del Tercer Milenio (que conecta el Ebro con la zona de la EXPO), o el Parque Metropolitano del Agua (siendo el mayor espacio verde de Zaragoza, ofreciendo playas fluviales, bosques y jardines, un jardín botánico, un campo de golf, canales, parques infantiles y de multiaventura, etc).

Muchos más lugares a conocer y disfrutar en Zaragoza.

  • El acuario es un plan ideal para las familias y los más pequeños, siendo fluvial y con especies de seis ríos distintos. Por su parte, el Jardín Botánico del s. XVIII nos ofrece especies locales y de todo el mundo. Ah, y no olvides que también puedes recorrer el Ebro en piragua y ver la ciudad desde un punto completamente diferente y original.
  • Zaragoza presenta una oferta cultural más que relevante, con multitud de museos y salas de exposiciones recomendables cuando no obligatorios, como pueden ser: los cuatro museos indispensables de la Caesaraugusta romana (el Museo del Teatro de Caesaraugusta, el Museo del Foro de Caesaraugusta, el Museo de las Termas Públicas de Caesaraugusta y el Museo del Puerto Fluvial de Caesaraugusta), el Museo de Zaragoza, el Museo Pablo Serrano, el Museo Goya, el Museo Pilarista, el Museo de la Academia General Militar, etc.

Zaragoza. Visitar, qué ver y qué hacer, imprescindibles.

  • También, importantes vías y arterias de la ciudad como la Calle Alfonso I (con preciosos edificios y vista de la basílica del Pilar, siendo la principal calle comercial de Zaragoza), la Plaza de San Bruno (céntrica en el casco antiguo donde se realizan diversas actividades), la Plaza de España (la más importante junto a la Plaza del Pilar, comunicando con El Coso), la Plaza de Aragón (acoge la Capitanía General y el Monumento a la Justicia), o el Paseo de la Independencia (una de las principales vías de Zaragoza, construida a finales del s. XIX y que alberga distintos edificios importantes).

Zaragoza. Visitar, qué ver y qué hacer, imprescindibles.

  • El Mercado Central por su parte, fue construido a finales del s. XIX en hierro y cristal siguiendo la arquitectura típica civil en este tipo de construcciones en la época, y que sustituyó al antiguo mercado existente. Aquí, igualmente podremos degustar todo tipo de productos locales, frescos y de calidad.
  • El Puente de Piedra cruza el río Ebro a lo largo de 225m y data de principios del s. XV en unas obras que duraron 40 años, anteriormente existió un puente romano que fue destruido en el s. IX y posteriormente reconstruido. El mismo, ha sufrido en diversas ocasiones importantes desperfectos debido a fuertes riadas, siendo reparado y reconstruido parcialmente, para lo cual se fueron construyendo diversos pretiles y muros de contención. Hoy en día, sigue siendo uno de los más importantes y característicos elementos de Zaragoza, y desde donde obtener espectaculares imágenes del Pilar.

Zaragoza. Visitar, qué ver y qué hacer, imprescindibles.

  • Más allá de toda la zona fluvial de la EXPO y el propio Jardín Botánico, es importante reseñar el Parque Grande José Antonio Labordeta; uno de los parques más grandes, más bonitos y con más oferta de la ciudad, con diversas avenidas, jardines, estatuas, etc, ideal para desconectar y relajarse.
  • El Patio de la Infanta, renacentista del s. XVI con dos pisos y galería de columnas, se encuentra situado en el interior de la sede de Ibercaja, siendo el patio interior de la residencia ya no existente del comerciante del S. XVIII Gabriel Zaporta. Tras varios incendios, el patio fue adquirido por un anticuario francés, y posteriormente adquirido por Ibercaja a mediados del s. XX e instalado en su sede central.
  • La iglesia de San Pablo del s. XII tiene su origen en una ermita anterior, y es la «tercera en discordia» tras el Pilar y la Seo. Nos ofrece una torre mudéjar del s. XIII (a la que es posible subir y admirar sus vistas), al igual que un retablo y coro más que relevantes.
  • La iglesia de Santa Isabel de Portugal es un templo barroco del s. XVII, reformado y retocado en varias ocasiones durante los posteriores siglos, y presentando un llamativo exterior realizado en alabastro y presentando en el interior un importante retablo, y dedicada a Isabel de Aragón y Sicilia tras ser canonizada en 1625.

Zaragoza. Visitar, qué ver y qué hacer, imprescindibles.

Más lugares a conocer y disfrutar en los alrededores de Zaragoza.

Los alrededores de Zaragoza y su provincia, nos ofrecen una amplia oferta turística digna de mención, con destinos que es posible visitar desde la propia ciudad en medio día o día completo o bien en ruta. Si has llegado a la ciudad en avión, tren o bus, siempre tienes la posibilidad y es recomendable alquilar un coche para moverte libremente por la provincia.

A una hora de la capital encontramos Tarazona, una ciudad monumental con relevancia a lo largo de los siglos gracias a su ubicación estratégica. Su conjunto histórico y su legado prerromano al igual que cristiano, judío y musulmán, convierte a Tarazona es una escapada ideal.

El Monasterio de Piedra es una auténtica maravilla cistercense dedicado a Santa María la Blanca y fundado a finales del s. XII (presentando estilos góticos, renacentistas y barrocos), abandonado posteriormente debido a la desamortización de Mendizabal y comprado y reconvertido posteriormente. No te olvides visitar la iglesia, el monasterio, el claustro, la torre y la sala capitular… Y obligatorio visitar el Parque Natural del Monasterio de Piedra, siendo un paisaje natural espectacular de gran belleza e infinidad de cascadas.

Calatayud supone otra escapada recomendable desde Zaragoza, con una historia desde los celtíberos, pasando por los musulmanes y la Reconquista, siendo una ciudad monumental con un amplio legado mudéjar y con una gran oferta cultural y patrimonial: Recinto fortificado de Calatayud, Real Colegiata del Santo Sepulcro, Colegiata Santa María la Mayor, Santuario de la Virgen de la Peña, diversos yacimientos arqueológicos, etc…

Mostrar más

David Vecino de la Guía

David Vecino de la Guía | Acuario y madrileño, ávido de información, conocimiento y nuevas experiencias. Maestrillo de todo, maestro de nada y profesional de mucho: turismo, protocolo, eventos, marketing, publicidad, informática, formación, terapias alternativas, etc... Cinéfilo, devorador de libros, electrónico musical, futbolero de pro y cervecero gastronómico. Viajero empedernido como mayor pasión y fin, a ratos turista. Ética, moral, valores, coherencia, y demócrata liberal conservador convencido.

Artículos relacionados

  • POLÍTICA DE PRIVACIDAD.
  • ViajerosAlBlog.com te informa que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por David Vecino de la Guía como responsable de esta web. Como usuario e interesado te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Raiola Network (proveedor de hosting de ViajerosAlBlog.com) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Raiola Networks. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en [email protected] así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en mi página web: https://viajerosalblog.com, así como consultar mi política de privacidad.
  • Responsable: David Vecino de la Guía.
  • Finalidad: Controlar spam, gestión de comentarios, prestar servicios solicitados, enviar información.
  • Legitimación: Consentimiento del interesado.
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal. Los datos facilitados están ubicados en los servidores de Raiola Network (proveedor de hosting de ViajerosAlBlog.com) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Raiola Networks
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, limitación, olvido.
  • Conservación de datos: Mientras se mantenga relación comercial o durante el tiempo necesario para cumplir con las obligaciones legales.
  • Contacto: [email protected].
  • Información adicional: Más información en la política de privacidad.

Suscribirse
Notificación de
guest

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
Botón volver arriba
0
Would love your thoughts, please comment.x