Home / Europa / Malta / Cospicua / Día 3: Malta (Valletta con Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte y Bastión. Paola con Hypogeum. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja, etc).
Día 3: Malta (Valletta con Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte y Bastión. Paola con Hypogeum. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja, etc). ViajerosAlBlog.com

Día 3: Malta (Valletta con Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte y Bastión. Paola con Hypogeum. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja, etc).

Contenido estructurado del post

Visitar, qué ver y qué hacer, en Malta (La Valleta, Paola, Tarxien, Hypogeum, Fgura, Cospicua, Senglea, Vittoriosa, Gudja).

Día 3 – 21.01.13: Malta (Valletta con Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte y Bastión. Paola con Hypogeum. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja, etc). Visitar, qué ver y qué hacer.

CRÓNICA: Día 3 – 21.01.13: Malta (La Valletta, Paola, Tarxien, Fgura, Cospicua, Senglea, Vittoriosa). Tercer y espectacular y larguísimo día. Tras madrugón, ferry a La Valleta; capital de Malta, ciudad histórica amurallada y fortificada, visitando los diferentes bastiones de la ciudad, St Paul’s Pro Cathedral, Fort St Elmo, Great Siege Bell Memorial, Lower Barrakka Gardens, Palace Square, Grand Master’s Palace, la espectacular Iglesia de St Paul’s Shipwreck (donde se guardan reliquias de San Pablo), y la bella St John’s Co Cathedral (construida por la Orden de Malta y cuyo interior barroco es una delicia para los ojos, también podemos ver “La Decapitación de San Juan Bautista”, de Caravaggio). Tras visitar el Museo Nacional de Arqueología y comer, me dirigí a el Gran Harbour, Upper Barrakka Gardens… y bus hasta el Hypogeum; complejo prehistórico subterráneo único en Europa y obligatorio a visitar en Malta… simplemente increíble. Tras el, y visitar el complejo megalítico de Tarxien, me dirigí andando a las históricas 3 Ciudades, recorriéndolas y visitando sus lugares emblemáticos con tranquilidad, sin turistas y sin nadie por las calles… Ya de noche y tarde, bus hasta Floriana y bus hasta Sliema. Un largo, intenso y brutal día había terminado…

Un día muy largo me esperaba por delante… Me levanté prontito, justo para ser el primero en desayunar nada más abriera el restaurante… Tenía el desayuno incluido y ayer no desayuné, hoy no podía faltar xD. Aproveché también para salir a la terraza del restaurante del hotel, ya que desde aquí se tienen unas vistas cojonudas, y así sacar alguna fotillo… Nublado y lloviendo, de puta madre… Pues nada, a comenzar un día que se antojaba apasionante.

En unos minutos me planté esperando en la “salida” del ferry a que éste llegara para cruzar la bahía desde Sliema a La Valletta. Hay varias opciones, como Captain Morgan o Valletta Ferry (están uno al lado del otro), entre las 7 y las 19:15, cada 30min, y a un precio de 1.50€. Llegué antes de las 7 para pillar el primero del día, así que me tocó esperar unos minutillos a que saliera… sólo íbamos dos personas: una señora y yo xD.

En 15 min llegamos al pequeño puertecito (por decir algo, súper cutre xD), donde atracan los ferries en La Valletta, seguía nublado y chispeando a ratos, nada exagerado pero ya pensaba que me iba a joder el día…

La Valletta es la capital de Malta, con apenas unos 7.000 habitantes, y es Patrimonio de la Humanidad desde 1980 (otro, y posteriormente en el día más, a sumar a mi lista de Patrimonios de la Humanidad visitados), título bien merecido sin duda ya que La Valletta es poseedora de un importante legado histórico y cultural. El nombre de la ciudad proviene de Jean Parisot de La Valette (Gran Maestre de la Orden de San Juan), el cual defendió la isla de la invasión otomana en 1565. Éste, colocó la primera piedra en 1566 en el lugar que hoy ocupa la Iglesia de Nuestra Señora de la Victoria (hablaré de ella posteriormente). No obstante, la creación de la ciudad ya había sido planificada con antelación al sitio de los otomanos, debido principalmente a la situación estratégica del lugar. Posteriormente, en 1571, los Caballeros Hospitalarios (tras estar afincados en Birgu), se trasladaron aquí.

Aparte de todo el legado histórico y cultural que he indicado antes y que iremos viendo poco a poco según se desarrolle la visita, el principal rasgo identificativo y característico de la ciudad (aparte de, como ya comenté en días anteriores, del color de la piedra, como en todo el país), son las fortalezas, fuertes y fortificaciones… Y es que La Valletta es una ciudad totalmente acorazada y fortificada, ese fue el objetivo de su fundación, y la ciudad se mantiene prácticamente igual desde el s.XVI… Primero se construyó el Fort St. Elmo (del que hablaré más tarde también), y posteriormente se levantaron bastiones, baluartes, torres y fortificaciones orientadas al suroeste para proteger la ciudad intramuros, la cual se creó en cuadrícula para facilitar el tránsito, tanto de la población, como del ejército y arsenal.

Bien, y antes de continuar y pasar a la visita turística en sí, he de hablar, obligatoriamente, y ya por fin, de la Orden de Malta (aka Caballeros Hospitalarios, aka Orden de San Juan…), también conocida como La Soberana Orden Militar y Hospitalaria de San Juan de Jerusalén, de Rodas y de Malta (¡flipas!). Malta y la Orden de Malta, como obviamente se puede deducir por su nombre xD, están intrínsecamente relacionadas, ya hemos visto en días anteriores algunos pequeños detalles en forma de goteo que he ido dejando de la relación entre el país y la Orden, vamos a verlo un poco más en profundidad…

Bien, la Orden de Malta es una orden religiosa y católica fundada en Jerusalén en el año 1084 por Gerardo Tum, naciendo como hospital para peregrinos y dentro del marco de las cruzadas. Es reconocida internacionalmente como un sujeto de derecho internacional (algo “ambiguo” al no contar con territorio ni con ciudadanos), manteniendo relaciones diplomáticas e internacionales con más de 100 países, y su sede principal se encuentra en Roma.

Tras la primera cruzada y la conquista de Jerusalén por los cristianos, la Orden pasó también a realizar funciones militares, aparte de las hospitalarias. Obviamente, la primera sede de la Orden fue Jerusalén, posteriormente (tras la conquista de la ciudad por Saladino) pasó a San Juan de Acre y posteriormente (tras ser expulsados todos los cristianos de territorios Palestinos) a Chipre. Ya en 1310, la Orden se instaló en Rodas, desde donde continuaron las actividades bélicas en defensa del cristianismo.

En 1312, el Papa Clemente V abolió la Orden de los Templarios, los cuales pasaron a ser proscritos y perseguidos, y gran parte de sus bienes fueron heredados por la Orden de Malta.

Tras el Sitio de Rodas en 1522, la Orden tuvo que abandonar la isla… Llegando así a Malta en 1530. Carlos I de España, cedió las islas a la Orden (junto con Trípoli), para proteger el Mediterráneo de los avances otomanos. Eso sí, la Orden se debía mantener neutral entre cualquier conflicto entre naciones cristianas. No obstante, en décadas posteriores la Orden fue perdiendo poder y aliados, debido en gran parte a las guerras entre distintas naciones cristianas y la Reforma Protestante… Así hasta llegar al Sitio de Malta en 1565, donde la Orden estuvo a punto de perder la isla de no ser por la ayuda del ejército español.

En 1798, Napoleón conquistó la isla y obligó a la Orden a abandonarla. En 1800 los ingleses conquistaron Malta y la Orden perdió definitivamente todos los derechos sobre el país, dejando así Malta de ser sede de la Orden, finalizando en 1834 en Roma como indiqué anteriormente.

Durante el s.XX, la Orden volvió a sus orígenes, dedicándose a su misión hospitalaria.

Su gobierno, organización, admisión y demás, es complejo y no es objeto ni guarda relación directa con lo que vamos a ver aquí, por lo que os animo a visitar el enlace de la wikipedia e informaros. No obstante, cierto es que más adelante en el relato, volveré a hablar de la Orden de Malta para referirme a los prioratos y las lenguas ;).

Bien, una breve historia de lo que es la Orden… Un pasado glorioso y magnífico que hoy en día sigue muy vivo. La Orden de Malta es historia del mundo e historia de la vieja y cristiana Europa, que no sería ni tan “vieja” ni tan “cristiana”, ni tan “libre”, hoy en día, de no ser en parte gracias a su ayuda durante varios siglos contra el avance musulmán. ¡¡¡Gracias!!!

Continuemos con la visita… ¿Por dónde me había quedado?, ¡ah sí!, mi llegada al pequeño puerto de La Valletta donde atraca el ferry desde Sliema…

Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja).

Según bajé del ferry, me dirigí a mi derecha, subiendo, callejeando, hasta llegar al St John’s Bastion y Hastings Garden, de aquí a St Michael’s Bastion y de aquí a St Andrew’s Bastion. Era prontito y apenas había gente por las calles, estaba nublado y chispeando todavía… Esperaba que no lloviera a saco, ya que me podía joder el día entero… Por suerte, al ratillo dejó de llover y salió el sol y el arcoíris xD.

Desde los bastiones, tenemos unas amplias vistas de Sliema (especialmente de Manoel Island y la Fortizza Manoel, que ya que no se puede visitar al ser privada, desde aquí se puede divisar ;)), de parte de La Valletta y de todo el Marsamxeet Harbour, el puerto entre Sliema y La Valletta. Estuve un buen ratillo por aquí dando vueltas y tomando fotos mientras disfrutaba de las vistas…

Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja).

Y a continuación bajé hasta Mattia Preti Square, pasando por St Salvatore Bastion (ambas a la “altura” del ferry Sliema-Valletta), y continué hasta St Paul’s Pro-Cathedral, situada en Independance Square (aunque la entrada al público está en West Street). Realmente es una iglesia anglicana, con status de catedral, construida en 1844 donde se encontraba el Albergue de Alemania, en estilo neoclásico. Su rasgo característico principal es la fachada, con ese estilo y columnas neoclásicas como he citado, y la torre de 60m de altura. El interior, por el contrario, no guarda mucho interés.

En el mismo Independance Square nos encontramos el Monumento a la Independencia, y frente a la Catedral, está el Albergue de Aragón, construido en 1571 y lugar donde residían los caballeros de Aragón y Navarra, hoy en día está destinado a usos gubernamentales.

La verdad es que la plaza en sí, siendo más bien fea, es agradable y se pueden tomar buenas fotillos ;). Desde la plaza también se divisa (está justo al lado), la espectacular cúpula del Manoel Theatre. Su cúpula y la torre de la Catedral, debido a la altura, son los principales rasgos identificativos visuales de La Valletta cuando la admiramos desde Sliema. Fue construido en 1732 y presume de ser el tercer teatro más antiguo de Europa todavía en funcionamiento.

Era pronto y estaba todavía cerrado… se puede visitar, aunque las visitas son guiadas a horarios concretos y es caro, así que, por desgracia (me hubiera encantado ver su interior), no iba a poder ser en esta ocasión…

¡Continuamos!

Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja).

Volví de nuevo hasta el Albergue de Aragón y bajé a la altura de la muralla por Triq Marsamxett. Fui bordeando la muralla, la fortaleza, pasando por San Sebastian Bastion hasta llegar a St Elmo Bay y St Gregory’s Bastion; buenas vistas desde aquí también para tomar fotos, aunque hacía un puto viento infernal… Unos pasos más adelante llegamos a la “punta” de La Valletta y uno de los lugares más interesantes a visitar en la población (no en mi caso por tiempo y pasta): el Fort St Elmo.

Antes de la llegada de los Caballeros de Malta, ya existía una torre de vigilancia en el lugar donde hoy está el Fuerte, zona que fue fortificada por los Caballeros en 1552 y fue duramente atacada y castigada en el Sitio de Malta por parte de los otomanos en 1565. El Fuerte quedó reducido a escombros, pero se recuperó y se restauró posteriormente. Su uso militar continuó hasta la II Guerra Mundial y hoy en día alberga la Academia de Policía.

Aquí también podemos visitar el National War Museum, uno de los más interesantes de Malta según tengo entendido, pero que por tiempo y pasta, pues tampoco iba a visitar…

Mi camino continuó bordeando la ciudad y el recinto amurallado por Mediterranean Street, pasando por St Lazarus Bastion, Malta Experience y la Sacra Infermeria. Lástima no haber podido visitar ésta última (ni tiempo ni pasta again :(), ya que es un interesante lugar que simboliza en gran medida la esencia y el espíritu de la Orden de San Juan. Construido en 1574 (aunque se amplió posteriormente) por los Caballeros a su llegada a Malta, la Sacra Infermeria se construyó para continuar desempeñando la labor médica que tanta reputación había traído a los Caballeros en Tierra Santa. El pabellón principal del complejo podía albergar hasta 1000 pacientes. El edificio fue utilizado durante la I Guerra Mundial, durante la II Guerra Mundial sufrió severos daños, aunque fue restaurado posteriormente para convertirse en 1979 en el actual Mediterranean Conference Centre.

Continué hasta llegar a los dos siguiente puntos turísticos de interés a visitar, ya comenzaba a hacer calorcito y el día había levantado bastante… :D.

El primero de ellos es el Great Siege Bell Memorial. El monumento, al que se llega tras subir unas escaleras y desde donde tenemos, para variar xD, unas vistas cojonudas, es un monumento (una enorme campaña de bronce de 10 toneladas, la representación de una tumba y varias placas) levantado en 1992 en honor a las más de 7000 personas que perdieron la vida en Malta en la II Guerra Mundial.

El segundo de los lugares, a apenas unos metros del anterior, son los Lower Barrakka Gardens. Un interesante parque con un pequeño templo de estilo neoclásico en el centro y varios monumentos (como a la Revolución Húngara de 1956, la Primavera de Praga, o la Unión Europea), lo mejor: las vistas ;).

Aquí estuve un ratillo descansando en un banco… ¡¡¡y a continuar la pateada!!!

Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja).

La ruta me llevó a continuación por Triq San Buminku hasta Casa Rocca Piccola (un palacio aristocrático construido en el s.XVI y que es posible su visita guiada), para luego bajar por la calle paralela y volver a subir por la paralela; por Triq Arcisqot, pasando por el edificio de la Old University y girando a mi izquierda para llegar a Palace Square, uno de los principales lugares de La Valleta.

Aquí en la plaza ya había bastante gente y turistas… Frente a mí el Main Guard; un palacio de estilo neoclásico que anteriormente se utilizaba como lugar de alojamiento para caballeros y que, actualmente, es el Italian Cultural Centre.

A mis espaldas, el Grand Master’s Palace, lugar que en esta ocasión sí visite, ya que merece mucho la pena ;). El Palacio, erigido en 1571, fue la sede de la Orden de San Juan por casi tres siglos, hoy es la sede del Parlamento de Malta.

El Palacio tiene varias salas interesantes con colecciones no menos interesantes: armaduras y armas medievales utilizadas por los Caballeros y creadas por los mejores maestros europeos… tapices, frisos, cuadros, mobiliario de la época, etc, etc… mucha parte de ellos con motivos relacionados con la Orden. Destacar también la Sala del Trono, con un friso creado por un discípulo de Miguel Ángel.

Tras la visita al Palacio, giré a mi izquierda por Republic Square, dejando la National Library a mi izquierda y pasando por un mercado al aire libre que se encuentra a espaldas del Grand Master’s Palace. ¡Me encantan los mercadillos!, así que me di una vueltecilla por aquí echando un vistazo a los puestos (había bastante piratería xD). Continué mis pasos bajando por Triq Teatru hasta darme de bruces con una pequeña calle peatonal empinada y, simplemente: preciosa. No pude más que detenerme a tomar unas fotos… De hecho, un abuelillo que pasaba por allí se me quedó mirando y me sonrió mientras me decía: “¿bonita calle, verdad?” :D.

Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja).

Pero mi objetivo estaba situado a unos pasos… uno de los principales lugares a visitar en La Valletta: la Church of St Paul’s Shipwreck, uno de los más importantes lugares de culto de Malta.

Se dice que San Pablo naufragó en la isla en el año 60 cuando iba de camino a Roma para ser juzgado y, entre otros detalles, convirtió al cristianismo al gobernador romano Publio (ya comenté algo de San Pablo en el día anterior).

El exterior neogótico de la iglesia no es muy llamativo, y está encuadrada en una calle estrecha… pero el interior es otra historia… La iglesia fue construida en 1570, aunque remodelada posteriormente en 1679 y la fachada reconstruida en 1885.

El interior de la iglesia sorprende en un primer vistazo, ya que esperas algo más “grandioso” a nivel tamaño, y no es así, pero hay importantes tesoros en su interior… Interior que fue diseñado en 1639 dónde podemos ver un altar y unos frescos y pinturas muy significativos con interesantes detalles barrocos por todos lados. Pero lo más importante lo encontramos en todo lo relacionado con San Pablo.

Por un lado tenemos la talla de madera dorada de San Pablo, tallada en 1657, y por otro lado, dos reliquias de San Pablo: una es un supuesto hueso de la muñeca derecha (guardado en un relicario dorado con forma de antebrazo), y la otra es un fragmento de la columna donde parece ser que fue decapitado. Obviamente, reliquias de gran valor para el cristianismo.

Por suerte, apenas había turistas y pude visitar la iglesia tranquilamente, fijándome en todos los detalles y sacando las fotos pertinentes. Sin duda, un lugar también obligatorio a visitar en La Valletta :).

Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja).

Pero tocaba continuar… Subí por St John Street hasta mi siguiente punto en la visita, otro imperdible en La Valleta y en Malta.

Llegué a St John Square y ahí estaba la St John’s Co-Cathedral :D. La Catedral (está sí, la Catedral “de verdad” xD) fue construida por la Orden de Malta en 1577 y la Orden no reparó en gastos en ella, especialmente en lo que concierne a su interior. Un interior que, al igual que en la Church of St Paul’s Shipwreck, es mucho más interesante que el exterior de una Catedral que, más que Catedral, parece una fortaleza debido a esas líneas manieristas de la misma y ese aspecto sobrio, vetusto y rocoso que, valga la redundancia, proporciona la roca utilizada.

El interior es una maravilla para los ojos, saturado en ocasiones debido al barroco y rococó en su estado más puro y ornamental con estucos, ornamentos, frescos, piedra labrada, etc. En el techo encontramos diversos frescos con la vida de San Juan Bautista, mientras que en el suelo hay 400 lápidas, ¡increíble! No son nobles como en Mdina, aquí son caballeros, te puedes tirar horas admirando los frescos del techo y las lápidas del suelo, da incluso reparo ir andando sobre ellas, son simplemente preciosas; obras de arte.

Pero hay más, mucho más…

En la cripta yacen los restos de los 11 primeros grandes maestres de la Orden de San Juan, y en el museo de la Catedral podemos encontrar una importante colección de joyas, tapices y todo tipo de artículos de valor incalculable… También, encontramos 8 capillas laterales, cada una de ellas dedicada a un santo y a una de las lenguas de la Orden: Capilla Anglo-Bávara, Capilla de Provenza, Capilla de Francia, Capilla de Italia, Capilla de Alemania, Capilla de Auvernia, Capilla de Aragón y Capilla de Castilla, León y Portugal.

La Orden, para organizarse administrativa y económicamente, elaboró en 1301 una sistema basado en priorato, lenguas o “grupos geográficos”, que corresponden a su vez con las capillas. Todas son una gozada para los ojos y tardarás un ratillo en recorrerlas y admirarlas :).

Pero faltaba, quizás, el plato fuerte de la Catedral, que no es otro que la obra más monumental y famosa de Caravaggio, que podemos encontrar en el oratorio: La decapitación de San juan Bautista. Una obra maestra (protegida y a la que no se le pueden sacar fotos), pintada en 1608 y considerada la única obra firmada por el autor, es un claro ejemplo del “claroscuro“. Una obra maestra que se suma a otras pocas obras maestras que, por suerte, he tenido la oportunidad de ver hasta ahora en mi vida :D.

He de reconocer que, quizás, con todo lo que la Catedral tiene que ofrecer a cualquier amante de la historia y de la cultura y al espectáculo visual al que se exponen tus sentidos dentro de la misma, un nuevo Síndrome de Stendhal me recorrió brevemente… ;).

Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja).

Tras la gran sorpresa (esperada en gran parte después de lo visto y leído antes de mi visita) que supuso el recorrido por St John’s Co-Cathedral, continué mi camino por La Valletta hasta el Museo Nacional de Arqueología. El edificio fue construido en 1571 y fue sede de los Caballeros de Provenza. Aquí se exponen restos hallados en yacimientos megalíticos y prehistóricos de Malta. Cierto es que el Museo es más pequeño de lo esperado, pero lo expuesto en su interior lo compensa sobradamente y es una visita totalmente merecida.

Podemos ver líneas históricas y restos desde casi el año 6000a.C hasta hace un par de siglos. Igualmente, la recreación de un complejo funerario, las maquetas y recreaciones de diferentes complejos y templos (como el Hypogeum que visitaré posteriormente) son interesantes para  hacerse una idea previa a la visita in situ de los mismos.

Reseñar también, uno de los restos más importantes que se expone en el Museo y que fue encontrado en el Hypogeum: La Dama Durmiente, una pequeña estatuilla femenina de formas redondeadas descubierta en 1905 y asociada a ritos de la fertilidad.

Tras el Museo, tocaba comer algo, que ya había hambre… Me di una vueltecilla por las calles aledañas, llenas de gente por todos lados y con bastantes turistas, hasta que encontré un lugar que, simplemente al verlo, ¡me pareció súper auténtico! :D. Un local pequeñito, en el que compartes mesa con locales y turistas, con una decoración muy curiosa todo de madera, a base de juguetes, carteles, relojes, etc, todo antiguo (o “vintage”, retro, como dirían algunos xD). Tienen take away y todo es comida local.

El precio es asequible, así que es un buen lugar para probar delicias maltesas en un buen ambiente y a buen precio en un lugar auténtico, ¡¡¡recomendado!!! :),

Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja).

Tras llenarse la panza, y siendo poco más de las 12, todavía quedaba Valletta por visitar y conocer…

Primero me dediqué a dar una vuelta callejeando, por los alrededores del restaurante y St John’s Square. Así, pasé por el National Museum of Fine Arts, Church of St Francis, St Barbara, St Catherine y St James, Palazzo Parisio, Palazzo Ferreira, el Albergue de Provenza, el Albergue de Italia, el Law Court en el Great Siege Square, Our Lady of Liesse… Así hasta llegar a los Upper Barrakka Gardens (sí, es el hermano mayor de Lower Barrakka Gardens xD), muy parecido, pero mucho más espectacular, de hecho había mogollón de turistas.

El jardín, situado en el tramo superior de las murallas, fue creado en 1775 y tiene varios niveles. En el nivel superior es donde está el jardín como tal, diversas esculturas y la terraza… ¡¡¡Vaya vistas!!!, como por todos lados en Malta jeje. ¡Las vistas de Las Tres Ciudades (a las que iría posteriormente) y el Grand Harbour son brutales! :D.

El Grand Harbour es también una de las postales e imágenes más típicas de Malta. Es un puerto natural protegido, que los Caballeros de Malta se encargaron de fortificar en 1530, también construyeron astilleros, ensenadas, puertos, muelles y, aparte de todo el aspecto defensivo (especialmente en el Gran Sitio de Malta), propiciaron los intercambios comerciales gracias a las infraestructuras, etc…

Tras la conquista británica, todo el puerto fue utilizado como centro de operaciones en el Mediterráneo, al igual que se utilizaba para repostaje y carga de mercancías de los buques mercantes que cruzaban el Canal de Suez. Hoy en el puerto, hay instalaciones modernas de almacenes, carga y descarga y, en ocasiones, también pasan cruceros turísticos.

La parte inferior de los jardines estaba cerrada y no se podía visitar, aunque desde la parte superior se puede ver… Hay una batería de cañones apuntando al Grand Harbour y las Tres Ciudades (y bajo ellos, el St Peter & St Paul Bastion), como reminiscencia de otras épocas y batallas pasadas… aunque también se utilizaban para “coordinar” a los diferentes buques en el puerto con el sonido de los mismos; de los cañonazos.

Tocaba seguir… primero pasé por el Albergue de Castilla (ocupado en su momento por los caballeros de Castilla y de Portugal), y a unos pasos por Our Lady Of Victories, iglesia que fue el primer lugar de culto que se construyó en la ciudad y que conmemora el triunfo de los Caballeros contra los otomanos, aquí fue enterrado el gran maestre De La Vallette (que dio nombre a la ciudad) en 1568.

Desde aquí me dirigí a la City Gate, la entrada principal de la ciudad (frente a la misma se encuentra la Royal Opera) la cual era un hervidero de gente entrando y saliendo y la atravesé hasta la Fuente Tritón. En mitad de la rotonda; la fuente, a mi derecha; el St Jame’s Bastion, y alrededor de la rotonda; la terminal de bus.

Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Malta (Valletta)Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja).

Pues nada, vamos a ver si cogemos el bus… Como había indicado; la terminal de bus como tal, se articula alrededor de la Fuente Tritón… A la izquierda de la misma (mirando hacia La Valletta), están todos los buses esperando su salida, como un párking… mientras que a la derecha de la misma, están todas las dársenas de cada bus. La verdad es que toda la zona era un caos de gente y tráfico…

Primero fui a preguntar a un conductor de uno de los buses que estaba parado, cuál era el bus que debía coger para ir al Hypogeum; la próxima parada de la ruta… Bueno, el conductor parece que no se enteraba de nada de lo que le estaba diciendo y me largó rápido, así que me dirigí a las dársenas a buscar el bus. Al igual que el tráfico, el tema de los buses también es un caos y, aunque llevaba apuntado qué bus debía tomar, luego allí no lo ves tan claro y estuve un rato mirando varias paradas con sus rutas…

Bien, “oficialmente”, los autobuses 81, 82 y 85 nos valen para ir al Hypogeum. No obstante, sin duda tenéis que echar un vistazo a las rutas y horarios de los buses bien en la web oficial de Arriva o en Malta By Bus, en ellas tenéis toda la información necesaria para planificar una ruta en bus por el país, ¡¡¡obligatorias!!!

Pues nada, tras comprar un billete para 24h (son 2,60€, un viaje es 1,50€, válido durante 2h, así que con hacer dos viajes ya compensa), el bus llegó en 10min. Había contado las paradas hasta el Hypogeum, pero le dije al conductor si me podía avisar cuando llegáramos a la parada. Así hizo (tardamos menos de 20min en llegar), aunque lo tuvo que gritar 3 veces porque yo no me había enterado (con esa pronunciación… decía una cosa muy rara que nada tenía que ver a como cualquier ser humano pronunciaría “Hypogeum” xD).

Bueno, la parada está cerca pero no enfrente vamos, así que hay que andar unos minutillos de nada… Claro, que no sabes en qué dirección. Pregunté a un chico y me indicó, así que fui para allá… Iba rapidito, ya que, aunque tenía algo de tiempo, no quería apurar y estar con suficiente tiempo de antelación… Aún así… ¡me perdí!, suerte que fue poca cosa jeje. Resulta que iba tan rápido y mirando la guía de Malta, que me pasé la entrada principal del Hypogeum (y es que es pequeñita, te la puedes saltar, hay que estar atento…), y llegué al final de la calle… Sus muertos, pensaba que me había perdido y el tiempo se me echaba encima, puse el gps en el móvil y que me guiara. Joder, ¡si estoy cerca!, me lo habré saltado, me habré equivocado de calle… Pues no, unos pasos hacia atrás y ahí estaba, menos mal jeje.

Bien, el Hypogeum es un lugar obligatorio e indispensable en toda visita a Malta, no me hubiera perdonado el hecho de no haberlo visitado… El Hypogeum es un complejo y recinto subterráneo prehistórico único en Europa, utilizado primero como templo y santuario, y posteriormente como catacumbas y necrópolis. Está en excelente estado de conservación y es un ejemplo fascinante de la forma de vida de nuestros ancestros a nivel cultural, sociológico y antropológico, al igual que nos permite ver la destreza técnica de los constructores y sus inquietudes y visiones sobre la vida y la muerte.

Fue descubierto por accidente en 1902 durante la construcción de unas cisternas para las viviendas (se pueden ver los primeros restos de la construcción de las cisternas cuando se descubrió). Hasta 1907, el encargado de las labores arqueológicas fue el Padre Manuel Magri, jesuita, y posteriormente a su muerte (se perdieron todos sus documentos) se encargó el arqueólogo Themistocles Zammit.

El enorme complejo, de 500m2, construido únicamente con herramientas de hueso y utilizado durante más de un milenio, está formado por tres niveles:

  • El primer nivel o nivel superior es el más antiguo (3600 – 2200 a.C). De trabajo arquitectónico más tosco, se compone de varias cuevas ampliadas y labradas artificialmente.
  • El segundo nivel o nivel medio (3600 – 3000 a.C). Aquí el trabajo en piedra es más refinado y labrado.
  • El tercer nivel o nivel inferior (3150 – 2500 a.C). A una profundidad de 10,6m, era utilizado, entre otros, como almacén.

Después de descomponerse los cuerpos en el nivel superior, los cadáveres eran trasladados y enterrados a cámaras inferiores. Según se llenaba la cámara, se excavaba otra y los restos eran cubiertos de tierra para crear otro nivel más. ¡¡¡En el Hypogeum se han hallado restos de más de 7.000 personas!!! :O.

El segundo nivel es el más espectacular, ya que aquí se encuentran las salas y cámaras más famosas en todos los sentidos, entre otras:

–  La Cámara Principal, espectacular sala circular con varias entradas donde todavía se mantiene pintura ocre y dónde se encontró la estatuilla de La Dama Durmiente, expuesta hoy en día en el Museo Arqueológico de La Valletta como vimos anteriormente (la que se expone en el Hypogeum es una réplica).

  • La Cámara del Oráculo es una pequeña cámara rectangular con un gran eco y donde se conservan de forma magnífica en el techo diversas pinturas en espiral realizadas con ocre. Aquí también se encontraron vasijas, figuras, etc, etc.

  • La Cámara Decorada, amplia sala circular de paredes lisas y ligeramente inclinadas, decorada con varios dibujos geométricos y dónde podemos ver una mano excavada en la roca.

Es Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, obviamente, desde 1980. La entrada son 20€ y está limitado a 80 personas al día, por lo que las visitas son muy limitadas y hay que reservar con mucha antelación. De hecho yo reservé con varias semanas de antelación (y era en Enero en temporada baja), y apenas quedaban días y horarios… si quieres ir en verano tendrás que reservar con varios meses de antelación.

Al complejo no se puede entrar con mochilas, bolsos, móviles, cámaras, etc encima (es obligatorio dejarlo a la entrada en unas taquillas justo antes de empezar la visita), obviamente no se pueden sacar fotos…

Nada más comenzar la visita, primero pasamos por una sala con diversa información y donde podemos ver la Dama Durmiente, y a continuación una proyección de 15min para situarnos en contexto. A partir de aquí comienza la visita guiada por el complejo…

Es algo increíble, os lo puedo asegurar. Nunca había estado en un lugar así y es una gran experiencia… Caminar prácticamente a oscuras, bajo tierra a poca temperatura, en ese entorno cuyas paredes están empapadas de tantísima historia y hechos ocurridos… es algo simplemente impresionante. Caminas por sus estrechos pasillos y diferentes salas y habitaciones, a ratos cuadriculadas a ratos redondeadas, con tonos rojizos de ocre… esas escaleras, esos pasillos, esas tumbas y nichos… esas espectaculares cámaras realizadas a modo de templo, únicamente excavadas con rudimentarias herramientas, donde algunas personas estaban realizando ritos paganos mostrando sus inquietudes y visiones del mundo que nos rodea y el más allá… mientras en aquella pequeña esquina hay unos niños pintando las paredes con ocre rojo siguiendo las indicaciones de sus padres…

Historia, cultura, arqueología, sociología, antropología… que te embarga los sentidos y te hace realizar una pequeña introspección, llevándonos a épocas y tiempos prehistóricos y, seguramente, más felices…

Gran y obligatoria visita sin duda… salí del recinto (tras comprar una postal y recoger mis cosas de la taquilla obviamente), con una sonrisa en la cara y la mente todavía recorriendo las cámaras del Hypogeum…

En fin, vamos a la próxima visita… La cual no era otra que los Templos de Tarxien, situados a menos 10min andando del Hypogeum.

Tarxien es el mayor, y más famoso, complejo arqueológico de templos megalíticos de Malta (también es Patrimonio de la Humanidad por la Unesco), y está íntimamente relacionado con el Hypogeum, ya que mientras éste está directamente relacionado con la muerte y el más allá, Tarxien está ligado a la vida y los rituales mundanos.

El complejo fue descubierto en 1913 por agricultores locales y excavado a lo largo de los años ’20 y está datado, en la parte más antigua, ¡alrededor del año 3600 a.C! Está compuesto por cuatro estructuras diferentes de templos:

  • El templo norte es el que presenta más ornamentación y técnicas artísticas más desarrolladas, como relieves en espiral, diversos motivos de animales y parte de una estatua, supuestamente, representando a una diosa de la fertilidad.
  • El templo oriental, el más antiguo de todos, es igualmente el que en peor estado se encuentra y donde menos legados tenemos…

  • El templo central, es el más grande de Malta, y está compuesto por seis ábsides articulados alrededor de una pequeña nave central.

  • El templo sur fue el último construirse alrededor del año 2800 a.C y presenta relieves muy interesantes, como el de dos toros y un cerdo, siendo éste la obra de arte megalítico más importante de Malta.

Al igual que el Hypogeum, Tarxien es espectacular y es obligatoria su visita, el acompañamiento perfecto el uno del otro, están muy cerquita y es fácil y rápido llegar, uno lo disfrutas bajo tierra, el otro al aire libre ;). Al contrario que el Hypogeum, Tarxien es visita libre, y tuve suerte ya que apenas había un puñado de personas (varias que acababan de visitar conmigo el Hypogeum xD), así que visite el complejo tranquilamente y casi yo sólo :D.

Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja).

Pues nada, continuamos… El Hypogeum está situado en la población de Paola, mientras que los Templos de Tarxien están situados en la localidad de Tarxien, ambas pegadas una a otra sin separación física. Aproveché para dar una vueltecilla por la zona, ver un par de iglesias… y pensar qué hacer. La visita iba a continuar por “Las Tres Ciudades”, para ello debía pillar el bus de nuevo hasta Floriana, hasta la Fuente de Tritón, y de ahí otro bus (2, 3 y 4). Así que pensé: “juer, podría ir andando desde aquí atravesando (xD), voy a ver en el gps la distancia…”. Había casi 4km andando, así que dije: “pues vamos para allá, tengo tiempo, son poco menos que las 18 y así me doy un paseíto viendo la zona” xD.

Pues eso, gps en mano me puse a andar… Sí, cosas que no hace nadie, sólo yo jeje.

Así, pasito a pasito, llegué a Las Tres Ciudades: Cospicua/Bormla, Senglea/Il’Isla y Vittoriosa/Birgu. Llamadas así, Las Tres Ciudades, por su intrínseca relación y “unión” entre ellas. No hay separación física entre las ciudades, es un amalgama de calles y casas apelotonadas xD, sin separación física entre ellas al igual que Paola y Tarxien. Los Caballeros de Malta primero se situaron en Vittoriosa, posteriormente ocuparon Senglea y Cospicua… Los astilleros de Las Tres Ciudades se contaban entre los más grandes del Mediterráneo, y entre sus callejuelas, casitas y murallas aguardan muchos secretos y muchas historias épicas…

Cospicua es la primera que me encontré en mi camino, anteriormente llamada Bormla, fue la última de Las Tres Ciudades en ser construida, y fue rebautizada tras el Gran Asedio y es donde los Caballeros construyeron su primer astillero. Es, quizás, la ciudad de las tres que menos interés turístico tiene, aunque guarda algunos rincones e iglesias interesantes…

Tras callejear por Cospicua, me dirigí a mi izquierda, ya que ante mí aparecía Senglea, aunque como todo está juntito, es complicado saber cuándo termina una población y comienza otra… Senglea es una población pequeñita, pero con una historia interesante “comprimida” entre los muros de la fortaleza que la rodea.

Me adentré a Senglea por la Dock Clock and Site of Fort  St Michael, la entrada principal a la ciudad amurallada vamos, subiendo en altura, hasta encontrarme con la Church of Our Lady of Victories, la principal iglesia de Senglea, famosa por la estatua de Jesucristo Redentor que podemos encontrar en su interior… al estar cerrada yo no lo pude ver.

Continué recto por la avenida principal de Senglea, pasando por la St Julian Church y la Church of St Philip, hasta, ya callejeando, llegar al mirador, desde donde tenemos unas vistas espectaculares de todo el Grand Harbour y La Valletta.

Me entretuve varios minutos disfrutando de las vistas y sacando fotos, para después bajar por las escaleras laterales. Desde aquí, vistas igualmente espectaculares del Grand Harbour y frente a mí, la también cojonuda vista de Vittoriosa. A unos metros más adelante, bajo la muralla, excavada en la roca, se encuentra una pequeña ermita, tras una reja, súper llamativa por la iluminación que tiene, al igual que varias tallas, flores, etc…

Desde aquí, volví caminando al inicio de mi andadura en Senglea por el Senglea Waterfront. Había varias zonas que estaban en obras y absolutamente todo desierto. En verano toda esta zona está plagada de gente, turistas, terracitas, etc… Hoy, en pleno invierno, a pesar de la buena temperatura, no había un alma por la zona… Sólo las barquitas, barcas o yates aquí amarrados, entre Senglea y Vittoriosa. Ya había muy poca luz natural, las farolas se encendían y los edificios comienzan a iluminarse, creando una bella estampa de los edificios y la muralla de Vittoriosa reflejados en el agua en calma, con todas las embarcaciones que decía amarradas, sin apenas movimiento, esperando salir a la mar…

Fue un agradable paseo, aunque ya estaba reventado, y cuando llegué al inicio para comenzar la visita a Vittoriosa a mi izquierda, ya era de noche… Y absolutamente ni un alma por la calle, como si fueran las 5 de la mañana vamos, me daba “reparo” y todo, porque Malta es un país muy seguro, si no ni de coña me habría metido por según qué zonas y callejones oscuros, estaba todo taaan desierto…

Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja).

¡¡¡Vamos a por Vittoriosa!!! :). Sin duda, la ciudad más interesante a todos los niveles de Las Tres Ciudades. La ciudad fue fundada por los normandos en el s.XI  y es dónde los Caballeros se establecieron antes de fundar La Valletta. Anteriormente llamada Birgu, la población se bautizó con el actual nombre tras la victoria en el Gran Asedio. Vittoriosa es un importante centro turístico de Malta, y tiene interesantes lugares para visitar, aparte del hecho de callejear en sí y perderse entre sus murallas por sus pintorescos callejones llenos de flores y rodeados de pequeños palacetes y “aubergues”. Lástima que estuviera todo tan desolado y tan desierto… al menos en Vittoriosa sí me encontré alguna persona por la calle xD.

Mi primer paso fue llegar hasta el Freedom Monument, un precioso monumento (más aún iluminado), bastante grande, en lo alto de una escalinata y, a continuación, la Church of St Lawrence y el St Joseph’s Oratory (construido en 1832, alberga un museo dedicado a la Orden de San Juan y la Inquisición), una también interesante iglesia que lucía preciosa con la iluminación :).

Fui caminando por Vittoriosa Waterfront, con decenas de embarcaciones amarradas como dije anteriormente, y frente a mí, ahora, Senglea totalmente iluminado. Uno se puede dar por aquí un agradable paseo… totalmente solitario y en silencio como decía jeje, ni siquiera los restaurantes y terrazas, el Maritime Museum o el Casino que encontramos aquí, hacía que hubiera algo más de gente y  movimiento… Claro que, como indicaba; en verano esto tiene que ser la locura… Ahora estábamos en invierno, y como cualquier otro puto país del mundo que no sea España, era hora de haber cenando hace ya un buen rato y estar en casita ya casi sobando (o sin el casi xDDD).

Bueno, así llegué hasta el Fort St Angelo, lugar en el que se instalaron los Caballeros en su llegada a Birgu y que era un fuerte aragonés. Hoy, aunque muy bien conservado en lo que respecta a la estructura exterior y las murallas, el interior está en estado de semi abandono y, llegado a un punto, no se puede avanzar más y visitar por dentro :(. No obstante, la visión del mismo completamente iluminado de noche merece la pena ;).

En este punto me di la vuelta y volví sobre mis pasos, pero ya atravesando la ciudad intramuros callejeando por St Lorenzo Street, St Antony Street y St Philip Street, pasando por un par de iglesias y el Hospital of the Order, hasta llegar a Vittoriosa Square, el “centro” de la población.

Aquí me dediqué a callejear sin rumbo fijo por la infinidad de callejones y callecitas que rodean la plaza y que es, sin duda, la parte más interesante de Vittoriosa. Es una delicia pasear por estas pequeñas, estrechas y empedradas calles, ligeramente iluminadas en la noche y perfectamente cuidadas y llenas de macetas con flores, rodeadas de casas históricas, albergues y palacetes… Así pasé por los Albergues de Alemania, Inglaterra, Provenza, Francia y Castilla y Portugal, antiguos lugares de refugio y descanso para todos aquellos que estaban de paso por la isla, generalmente camino de Tierra Santa. Hoy en día algunos de ellos son museos parcialmente visitables, otros son lugares privados y otros siguen siendo, a día de hoy: albergues… Lugares que destilan historia y “batallitas” por los cuatro costados.

A continuación, pasé por diferentes edificios también interesantes: Norman House, Bishop’s Palace, Armoury, Palace of the Universita, y el Inquisitor’s Palace… el que más historia guarda de todos ellos. El primer inquisidor llegó a Malta en 1574, instalándose en el que era el Palacio de Justicia Medieval, el cual fue ampliándose en los años siguientes. La inquisición permaneció aquí hasta 1798 y se disolvió con la llegada de los franceses.

Entre Vittoriosa y Cospicua sí podemos decir que hay una separación entre poblaciones, marcada por la muralla exterior y sus diferentes torres; de Castilla, de Aragón, de Francia, de Inglaterra… ¡¡¡Me encanta!!! Así, crucé la muralla atravesando el bastión y me encontraba de nuevo en Cospicua. Giré a mi derecha para ir bajando hasta llegar a la pequeña plaza desde dónde había llegado de Senglea y girando a la izquierda para ir a Vittoriosa, una especie de “punto de encuentro”, en mitad de las tres ciudades. Aquí sí se veía un poco más de movimiento de gente, también poque había un par de tiendas y un par de restaurantes…

¿Bien, y ahora qué?, había terminado mi visita a Las Tres Ciudades, tocaba volver a Sliema… Pero para ello debía coger un bus hasta Floriana y, de aquí, hasta Sliema. Justo en la plaza había una parada de bus, así que eché un vistazo al recorrido que hacía. ¡Bingo!, por suerte el bus iba hasta Floriana, así que no me iba a tener que preocupar de andar buscando otra parada de bus en la zona que me llevara hasta allí, ¡cojonudo! 😀

El próximo bus llegaría en unos 20min, así que tocaba esperar… Había hambre, apenas había comido a lo largo del día, así que entré a una tienda, me pillé una cerveza y unas patatas (menos es nada, al menos para llegar el estómago un poco), y me senté a esperar el bus, el cual llegó puntual, me monté, enseñé mi tarjetita de 24h y en 20min estábamos en Floriana :).

Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja).) Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja). Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja).

Antes de coger el siguiente bus para Sliema (12, 13 ó 14 desde Floriana), me di una vuelta por la zona, ya que por la tarde cuando había cogido el bus para ir al Hypogeum, apenas había podido ver nada… Floriana es un barrio periférico de La Valleta, construido para descongestionar un poco la saturación urbanística y poblacional de la capital, al igual que para crear otro punto de defensa de la misma. En Floriana, en otras épocas zona marginal, hoy podemos encontrar oficinas, apartamentos y mansiones señoriales. Bajo gran parte de la superficie de la zona, hay varios silos construidos para almacenar armamento y provisiones, especialmente utilizados en la II Guerra Mundial por los británicos.

Aparte de la Triton Fountain, podemos visitar también los Argotti Botanical Gardens (ya cerrados cuando yo llegué obviamente), los diferentes bastiones como parte de la muralla y fortificación que rodea la ciudad (son una extensión de los de La Valletta), y la Church of St Publius, la iglesia principal de Floriana, que lucía increíble debido a la iluminación exterior dando su fachada a una amplia plaza sin tener ninguna otra edificación a su alrededor. Hacía ella me dirigí a tomar unas fotos, una vueltecita por la zona y de vuelta a la terminal de bus de Floriana para coger el bus de vuelta a Sliema…

Día 3: Malta (Valletta: Catedral, Iglesia St Paul Shipwreck, Fuerte, Bastión, etc. Paola: Hypogeum, etc. Tarxien. Fgura. Cospicua. Senglea, Vittoriosa. Gudja).

Cerca de las 23 llegué a mi parada, al ladito del hotel… Tocaba buscar algo para cenar un poco en condiciones. Estaba cansado pero me apetecía sentarme en algún lado a cenar tranquilamente… Pero, al igual que ayer tras darme una vuelta por los alrededores, no me convencían los precios de los restaurantes… Carillos para Malta, precio normal para nosotros, y yo iba de mochilero pobre y a lo más barato para variar, así que de nuevo tocó comprarse algo para picar en una tienda cercana, y a comérselo en la habitación.

Había sido un día muy largo y muy intenso. Todavía estaban grabadas en mi retinas las imágenes de La Valleta, del Hypogeum o de Vittoriosa. Malta es un país increíble, con un atractivo cultural, histórico y visual digno de conocer y de ver, estaba totalmente satisfecho y encantado de todo lo realizado hasta ahora y de lo vivido en el día de hoy :D.

Muy cansado, me fui a dormir, mañana tocaba coger el avión de vuelta…

¿Te ha gustado el post? ¿Valoras mi trabajo? ¿Te he ayudado o, al menos, entretenido?¡Comparte, sígueme, suscríbete... y comenta!, te estaré eternamente agradecido ;).

¡SUSCRÍBETE!

!Y llévate GRATIS el eBook "Viajar low cost: cómo ahorrar antes y durante tu viaje"!

Viajar low cost: cómo ahorrar antes y durante tu viaje - eBook Gratis - David Vecino ViajerosAlBlog.com

Toda la información expuesta es personal, independiente, real y experiencial. Soy un viajero como tú que escribe y comparte la información para intentar ayudar a otros viajeros como tú. En caso de patrocinios, menciones, blogtrips, afiliación, etc, será indicado y siempre será igualmente información personal, independiente, real y experiencial que aporta valor al lector y no supone absolutamente ningún coste adicional para el mismo.

Comentarios

comentarios

Sobre David Vecino De La Guía

David Vecino De La Guía
David Vecino De La Guía | Acuario y madrileño, ávido de información y nuevas experiencias. Maestrillo de todo, maestro de nada y profesional de mucho: turismo, protocolo, eventos, marketing, ventas, informática, formación, terapias alternativas, filosofía, etc... Cinéfilo, devorador de libros, electrónico musical, futbolero de pro y cervecero gastronómico. Viajero empedernido, a ratos turista, como mayor pasión. Ética, moral, valores, coherencia.

¡Deja un comentario!